1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://adolescentes.about.com/od/sexo/a/Mi-Hijo-Es-Homosexual.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

Mi hijo es homosexual

La información que necesitan los padres de adolescentes gays y lesbianas

Por

Mi hijo es homosexual
La adolescencia es el momento en el que la mayoría de las personas descubren su identidad sexual. Y eso es así tanto para los heterosexuales como para los homosexuales. Por eso también es el momento en el que muchos padres descubren que tienen un hijo gay o una hija lesbiana.

En algunos casos, los padres de hijos homosexuales reaccionan de forma positiva a la noticia y saben cómo ayudar a sus hijos. Pero en muchos otros casos, los padres de hijos gays y lesbianas se sienten perdidos, desconcertados y, a veces hasta enfadados cuando descubren que su hijo es homosexual. Pero en la mayoría de los casos y en el fondo de todo ello lo que hay es miedo.

A qué tienen miedo los padres de adolescentes homosexuales
Cuando los padres descubren que su hijo es gay o su hija es lesbiana son múltiples los temores que los invaden: miedo a la diferencia, miedo a lo que dirán los demás sobre su familia, miedo a tener que cambiar las expectativas que tenían sobre sus hijos o miedo a que su hijo sufra rechazo e incluso maltrato psicológico o físico a causa de su condición sexual.

En algunos casos, esos temores son fundados pero otros son sólo fruto del desconocimiento. Por eso el primer consejo para los padres de un adolescente homosexual es que se informen sobre la condición sexual de su hijo.

Lo que deben saber los padres sobre la homosexualidad
  • No es una enfermedad. A pesar de que durante un tiempo estuvo catalogada como tal, la homosexualidad no es una enfermedad física ni un trastorno psicológico que pueda ser curado, prevenido o evitado.

  • No se elige. Nadie elige su condición sexual. Se desconocen los mecanismos físicos y psicológicos que llevan a una persona a tener una condición sexual u otra pero no hay ninguna duda sobre que nadie puede elegir ser heterosexual u homosexual, tampoco tu hijo o hija lo ha elegido.

  • No se contagia. Algunos padres tienen miedo de que la condición homosexual de uno de sus hijos se contagie a los demás pero eso no ocurre.

  • Los homosexuales no tienen más probabilidades de contraer sida u otras enfermedades de transmisión sexual. Es importante que los padres sepan que no es la orientación sexual sino determinadas prácticas sexuales de riesgo lo que acrecienta esa posibilidad. Y es igualmente importante que hablen con sus hijos, tanto si son homosexuales como si son heterosexuales de cómo evitar esas prácticas de riesgo.

  • Siempre ha existido. En todas las culturas y en todos los tiempos ha habido personas homosexuales. Que la homosexualidad haya sido más pública o haya permanecido escondida se explica solo por el hecho de que las sociedades hayan sido más tolerantes o más discriminatorias hacia esta orientación sexual.

Qué necesidades tiene un adolescente homosexual
Un adolescente homosexual es un adolescente como los demás, sufrirá cambios de carácter continuos como les sucede al resto y tendrá todas las otras características propias de la adolescencia pero es cierto que la vida de un adolescente gay o una adolescente lesbiana puede tener ciertos problemas añadidos. Es muy importante que los padres entiendan que esos problemas no los provoca el propio adolescente sino la sociedad que muy frecuentemente no es igualitaria con las personas homosexuales.

Tener que vivir su homosexualidad en un ambiente que frecuentemente es hostil es lo que hace que en muchos casos aparezcan tensiones que los padres deben ayudar a combatir. Y esas tensiones pueden llegar a ser peligrosas si desembocan en una depresión.

Qué deben combatir los padres de los adolescentes homosexuales
  • Se sienten culpables. Muchos adolescentes se sienten culpables cuando descubren su homosexualidad. La tarea de los padres será conseguir que lodren superar esa culpabilidad. Lo primero es que entiendan que ellos no lo han elegido, solo son así. Lo segundo, es que la homosexualidad, como la heterosexualidad, no es ni mala ni buena, son las personas, independientemente de su condición sexual, las que son buenas o malas.

  • No saben a quién contárselo. Siempre debe ser el propio adolescente el que decida a quién, cómo y cuándo le habla de su condición sexual. Los padres deben proteger el derecho de sus hijos a hablar de su homosexualidad pero también deben tener claro que tienen el mismo derecho a no hablar sobre ella.

  • Son discriminados. Una de las lacras de la sociedad es la discriminación hacia la homosexualidad. Es muy frecuente que los chicos gays y las chicas lesbianas sean discriminados e incluso maltratados. Eso puede ocurrir en muchos lugares, incluida la escuela. Los padres deben actuar siempre para impedir o detener cualquier tipo de discriminación o de acoso. Si se produce lo más recomendable es hablar con la escuela y con profesionales que les ayuden a enfrentarse a ello.

  • Sienten que su familia no les apoya. La familia es el principal apoyo para los adolescentes homosexuales, si confían en que sus padres van a entenderlos y defenderlos su vida será mucho más fácil. Cuando no es así, estos chicas y chicos tienen aún más difícil su integración en la sociedad y por eso es tan importante el papel de los padres.

Cómo conseguir información
Existen diferentes formas de obtener información sobre la homosexualidad pero la más efectiva es hacerlo a través de las organizaciones y asociaciones de gays y lesbianas. Hay asociaciones de gays y lesbianas en la mayoría de las ciudades y muchas de ellas cuentan con grupos de padres de gays y lesbianas. Hablar con otros padres que han pasado por lo mismo que están pasando ellos puede ayudar mucho a los padres y madres que acaban de descubrir la homosexualidad de sus hijos.

Foto © Wikimedia Commons
  1. About.com
  2. About en Español
  3. Adolescentes
  4. Sexo
  5. Mi hijo es homosexual

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.