1. About en Español
Send to a Friend via Email

Your suggestion is on its way!

An email with a link to:

http://adolescentes.about.com/od/Psicologia/a/La-Rebeld-Ia-En-Los-Adolescentes.htm

was emailed to:

Thanks for sharing About.com with others!

La rebeldía en los adolescentes

Cómo hacer que se convierta en una característica positiva para todos

Por

La rebeldía en los adolescentes
Si hay una palabra asociada a la adolescencia esa es rebeldía. Los científicos que estudian esta etapa de la vida, los padres que conviven con chicos y chicas en esa edad y los propios adolescentes que, muy frecuentemente, se definen así, todos ellos acuden a a palabra rebeldía para denfinir la adolescencia.

Y esa rebeldía se muestra en la mayoría de los casos contra los padres. Es muy normal que estos se quejen de que sus hijos les cuestionan todo: desde la hora fijada para volver a casa a las normas a la hora de comer o la sugerencia de llevar otra ropa. Y es cierto que la mayoría de los adolescentes lo cuestionan todo. Están en la edad de hacerlo. Y eso es así por dos razones.

Los adolescentes están buscando su independencia
La primera razón que les hace rebeldes es que en ese momento de su vida están comenzando a ser independientes. Es un largo proceso que les llevará a la madurez. Y en ese proceso habrá roces con la autoridad establecida, y la autoridad establecida más cercana a ellos son sus padres.

La adolescencia es el tiempo en el que los chicos y las chicas viven la formación de su personalidad. Poco a poco irán madurando hasta convertirse en adultos. Y esa necesidad de afianzar su personalidad es la que les lleva a cuestionar todo lo establecido.

Es el momento en el que comienza el pensamiento abstracto
Y esa es la segunda razón de la rebeldía. Podríamos decir que son rebeldes porque pueden serlo. Su cerebro también está evolucionando hacia otro tipo de pensamiento distinto al de la niñez que les permite ser críticos e interrorgarse, tanto a ellos mismos como a los que les rodean, sobre todas las cosas.

Qué es el pensamiento abstracto
Los niños solo son capaces de pensar sobre cosas o personas concretas. Sus mentes que no están acabadas de desarrollar no les permiten abarcar ideas simbólicas. El momento en el que ese proceso de cambio comienza en el pensamiento es al inicio de la pubertad.

El pensamiento de los niños se basa en cosas reales. El pensamiento de los adolescentes, por el contrario, comienza ya a ocuparse de ideas o conceptos abstractos. Los adolescentes empiezan a pensar en conceptos como la libertad, la independencia, la patria y cualquier otra cosa que forma parte de nuestra cultura aunque no sea un objeto real. Pero esa forma de pensamiento no está definitivamente establecida en sus mentes y los adolescentes todavía tienen una característica propia del pensamiento de los niños que irá desapareciendo poco a poco: ellos son el centro de todo. Y esa es la razón de que, sobre todo en las primeras etapas de la adolescencia, la rebeldía está centrada en lo que les concierne a ellos. Cuando va pasando el tiempo y los chicos y chicas comienzar a madurar y con ellos su forma de pensamiento suelen comenzar a aparecer otras formas de rebeldía que se centran en temas sociales y políticos.

Cómo hacer que la rebeldía sea beneficiosa
Es evidente que la rebeldía es buena para la formación del carácter del adolescente porque, primero, le ayuda a construir la personalidad y la independencia que va a necesitar como adulto y, segundo, le sirve para ir formando su pensamiento abstracto que también es imprescindible para llegar a la madurez.

Hay algunos trucos que pueden ayudar a los padres a sobrellevar las explosiones de rebeldía de forma que estás le sirvan a sus hijos adolescentes pero no arruinen la vida familiar.
  • Permir siempre a los adolescentes hablar. Muchas veces solo exprensando su punto de vista ya tienen suficiente. Por eso es bueno comunicarse con ellos y dejarles que lo hagan.
  • No pelear con ellos por cosas sin importancia. Valorar muy bien las batallas que queremos tener con nuestros hijos. Es muy posible que el tipo de ropa que lleven durante una época especialmente rebelde sea mucho menos importante que su actitud respetuosa con los demás. Si intentamos librar todas las batallas podemos perder en todas ellas. Si elegimos bien, podemos conseguir que el chico o la chica nos hagan caso porque "no siempre imponemos nuestra voluntad".
  • Tener charlas sobre temas sociales con ellos con frecuencia. Es una forma de permitirles que vayan desarrollando su pensamiento abstracto. Podemos hablar con ellos sobre cualquier cosa que nos interese: cultura, política, sentimientos… Si somos sinceros y permitimos al adolescente que exprese libremente su opinión, él o ella aprenderá la importancia del diálogo y podrá mostrar su rebeldía de forma mucho más constructiva que con un enfado. Y si además le impulsamos a trabajar de forma activa por aquello en lo que cree, podemos hacer también que esa rebeldía repercuta como beneficio en toda la sociedad.

Foto © Joe Mabel

©2014 About.com. Todos los derechos reservados.